lunes, 22 de febrero de 2016

Los caprichos del corazón

Y al mirarse comprendieron que no podían luchar contra el amor. Ellos trataban de convencerse  que era imposible, pero sus locos corazones insistían en intentarlo una vez más.
-"Amor  - le susurró él- cometimos errores, pero ... ¿qué más da? . Somos humanos. Amémonos" .
Ella sólo lo miró profundamente mientras una tímida lágrima abrió el camino a muchas otras que venían detrás. A su lado se sentía una niña, sin otra preocupación más que ser feliz. Sin embargo, con cada caricia, se sentía una mujer, única y amada. Él le hacía bien.
Eran capaces de entenderse con una mirada; de transmitir todo lo que sentían sin pronunciar una sola palabra. Con todas sus locuras se amaban; y por primera vez decidieron dejar de lado la razón y escuchar a su corazón.

2 comentarios:

  1. Así es el amor, no entiende de razones tan solo de sentimientos.

    Muy bellas tus letras

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Así es!! Muchas gracias por tus palabras!

    Un beso grande. Lola ♥

    ResponderEliminar